Humanizar Global

IMPERFECTOS, FRÁGILES Y MARAVILLOSOS

Los humanos somos perfectamente imperfectos. No satisfacemos ningún ideal de perfección. Pareciera que los ideales reflejan la incomprensión de lo que somos. Mejoramos lo que hacemos cuando acogemos lo que somos y no cuando estamos en guerra con nosotros. Hallamos la verdad y maravilla de lo que somos cuando dejamos de compararnos con el ideal y aprendemos del presente.

Nuestros cuerpos son más frágiles que los de otros animales que se adaptan mejor a la naturaleza. Los humanos necesitamos vivir y convivir en colectivos. Sin embargo nos sentimos más frágiles en la convivencia con los otros humanos porque es en la convivencia donde más heridos nos sentimos. Y nos sentimos más heridos por lo que hacen o dejan de hacer quienes más queremos que por lo que hacen o dejan de hacer los más lejanos. Nos sentimos tan frágiles que nos ponemos máscaras de dureza, madurez y racionalidad para decirnos que no deberíamos sufrir o para negar lo que sentimos. Somos frágiles.

Los humanos recordamos y soñamos, es decir traemos el pasado y el futuro al presente. Sentimos al otro y nos sentimos unidos incluso si recién nos hemos encontrado y con ello nos reconocemos parte de un todo mucho mayor que cada uno. También aprendemos y nos transformamos no sólo en lo que hacemos y pensamos sino que nos transformamos en la imagen, identidad y sentido de lo que creemos o queremos ser, es decir, no sólo somos autores de nuestra obra sino de nosotros mismos. Pero no todo acaba aquí. También nos solidarizamos y cocreamos lo que no hay a partir de lo que hay. Somos maravillosos.

Deja un comentario